Tiempo estimado de lectura:
10/10/2016

Figueredo denunciado por otro millonario soborno en Venezuela

El ex alcalde de Maracaibo, Giancarlo Di Martino, pagó un millón de dólares a Eugenio Figueredo y otros dirigentes de Conmebol para que la final de la Copa América 2007 se jugara en esa ciudad
Di Martino dijo al diario venezolano Panorama que la plana mayor de la Conmebol en aquellos días, incluidos Figueredo y el paraguayo Nicolás Leoz, exigió el pago durante una cena donde estuvo el entonces presidente de la FIFA, el suizo Joseph Blatter

“Fue una cena muy rápida, porque yo fui al grano: Yo quiero la final. Ellos primero empezaron con planteamientos formales (derechos de televisión y seguridad, entre otros puntos) y después fueron a lo económico (…) Tuvimos que dar un aporte importante para poder terminar de consolidar esa final. Fue de un millón de dólares”, aseguró Di Martino quien también implicó al ex presidente de la Federación Venezolana de Fútbol (FVF), Rafael Esquivel.

“Fueron Figueredo y Esquivel quienes decidieron” finalmente que la final en la que Brasil le ganó a Argentina 3 a 0 se jugara en la ciudad de Maracaibo, dijo el ex alcalde. Todos estos dirigentes están involucrados en el escándalo de corrupción y lavado de dinero que sacudió a la FIFA tras la acusación de la justicia de Estados Unidos.

“Ese dinero fue para ellos. No sé cómo se lo repartieron”, añadió el ex alcalde oficialista. De acuerdo con Di Martino, el millón de dólares fue conseguido a través de “varios empresarios”, pero no especificó quiénes.

“Yo conseguí el dinero con varios empresarios. Porque una institución pública como la alcaldía (de Maracaibo) no maneja dólares pero sí los tenían muchísimos amigos que aportaron para poder colocarlos en esa mesa y decir: Ya basta, quiero la final en Maracaibo. Ustedes, ¿qué quieren?

- Queremos un millón de dólares.

- Déjenme buscarlos, denme dos días.

- No. Tienes 24 horas. Si no, se la damos a otro.

“Hubo un minuto de silencio, como diciendo: ¿Y si hubiésemos pedido dos (millones de dólares)?”.

“Fueron Figueredo y Esquivel quienes decidieron, ellos dos. El de aquí convenciendo al uruguayo quien tenía mucha prepotencia y soberbia que tuve que manejar con mucho tacto, tino y cuidado hasta que lo logramos. Incluso, me quería amedrentar, pero yo estaba tranquilo. Yo le decía: Si este es el planteamiento, quédate tranquilo. ¿Cuál es el agite? Vuelve a sentarte que las cosas se van a dar”
, relató.

Figueredo y Leoz cumplen arresto domiciliario en Uruguay y Paraguay respectivamente, mientras que Esquivel espera por juicio en EEUU, también con medidas domiciliarias en lugar de una cárcel.

“Ese dinero fue para ellos (los dirigentes de Conmebol). No sé cómo se lo repartieron. Esquivel se quedó por fuera porque el que llevaba la batuta era nuestro amigo de Uruguay (Figueredo)”, dijo Di Martino, quien también presidió el comité organizador de la Copa América en el estado venezolano de Zulia.

“Los hoteles y restaurantes estaban llenos, así que el discurso era muy fácil de manejar y que la gente te apoyara. Por eso me atreví a decirles inmediatamente que sí. El hecho de que se lograra la final en Maracaibo fue un acontecimiento histórico (…) Todo se conjugó en función de que la ciudad tuviera el apoyo de todos, incluso, de los representantes de Conmebol, quienes de manera unánime dijeron: Maracaibo es la sede de la final. A pesar de muchas presiones que tuvimos (…) la Copa América se da en Maracaibo gracias al apoyo de Esquivel y, posteriormente, la notificación que le hicimos al comandante presidente Hugo Rafael Chávez Frías”, dijo el ex alcalde venezolano.
Sudestada es un medio 100% independiente y, con tu aporte, vamos a seguir contando las cosas que nadie te cuenta. ¡Soplá con nosotros! ¡Convertite en nuestro Aliado!
Aliados de Sudestada