Tiempo estimado de lectura:
29/10/2017

"Profunda consternación" por el fallo de SCJ que ampara delitos de la dictadura

La INDDHH recordó que no es la primera vez que la Suprema Corte defrauda a las víctimas de las violaciones de los derechos humanos y dijo que el dictamen tiene consecuencias "devastadoras"

La Institución Nacional de Derechos Humanos (INDDHH) expresó su "profunda consternación" por los contenidos la sentencia de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) y, por esa razón, llamó "a la reflexión sobre los nefastos efectos que acarrea la opción tomada por la mayoría" de los integrantes del máximo órgano judicial.

 
"Esta no es la primera vez que las víctimas de los crímenes de lesa humanidad en nuestro país se ven defraudados por la SCJ. Desde 1988 cuando la SCJ declaró (en fallo similarmente dividido) la constitucionalidad de la Ley de Caducidad -entendiendo además que aquella norma no violaba la independencia judicial - hasta el fallo que hoy motiva esta comunicación, varias sentencias han contribuido a consolidar un grado de impunidad sin parangón en la región", señala un comunicado divulgado hoy por la INDDHH.
 
En opinión de la INDDHH esta decisión de la SCJ "tiene devastadoras consecuencias para las víctimas, para la sociedad y para la posición de nuestro país en el concierto internacional", porque al declarar "que la tortura cometida durante la dictadura no es un crimen de lesa humanidad" se "exacerba el desamparo de las víctimas, que desde hace décadas ven socavado su derecho a la justicia".
 
Esta sentencia se conoce justo cuando las más altas autoridades mundiales y regionales para la defensa de los derechos humanos estaban de visita en Uruguay. El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, el jordano Zeid Ra’ad Al Hussein, cuestionó la “persistente impunidad por violaciones cometidas durante la dictadura militar”, luego de una visita oficial de dos días a Uruguay, durante la cual se reunió con el presidente Tabaré Vázquez, con la presidenta de la Asamblea General Lucía Topolansky, ministros, legisladores y mantuvo reuniones de trabajo con los miembros de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).
 
La CIDH también lamentó que, durante la celebración de las sesiones que se realizaron esta semana en Montevideo, la SCJ  "haya emitido una sentencia que declara inconstitucional la imprescriptibilidad de crímenes de lesa humanidad perpetrados en la dictadura, lo cual es contrario a las obligaciones internacionales de Uruguay en materia de derechos humanos y a los estándares interamericanos".
 
Esta semana, con los votos de los ministros Jorge Chediak (presidente), Jorge Turell y Elena Martínez, la Suprema Corte de Justicia dio marcha atrás con dictámenes anteriores y decidió que los delitos de lesa humanidad cometidos por la dictadura prescribieron. Esta sentencia, desconoce tratados internacionales firmados por el país y es “contraria al Derecho Internacional de los Derechos Humanos”, aseguró el Instituto de Estudios Legales y Sociales del Uruguay (Ielsur).
 
En tanto, para la INDDHH decisiones judiciales como la que tomó la SCJ "obstaculizan la resolución de los traumas de nuestro pasado reciente. Esto ocurre cuando nuestra sociedad transita hacia nuevas etapas, que requieren la cicatrización de las heridas del pasado y cimientos de verdad y justicia que habiliten un ejercicio de la memoria que alerte y resguarde a las nuevas generaciones de los desbordes de nuestro pasado".
 
La INDDHH subrayó que Uruguay "queda en incumplimiento de sus obligaciones internacionales sobre de derechos humanos", ya que el país se ha sumado a tratados internacionales y "se ha obligado (voluntariamente) a actuar de acuerdo con el consenso de la comunidad internacional sobre los crímenes de lesa humanidad. La decisión de la SCJ, que tiende a desconocer el valor del derecho internacional de los derechos humanos, obstaculiza el cumplimiento de esta obligación. Nuestro país también está obligado a cumplir con sentencias internacionales como la del caso Gelman".

Audiencia pública en la CIDH

El pasado 24 de octubre se realizó la una audiencia pública de la CIDH solicitada por la INDDHH sobre "Autonomía e independencia de las instituciones nacionales de derechos humanos en Uruguay".

El objetivo de la institución fue "llamar la atención sobre el relacionamiento entre los Poderes Judiciales y las Instituciones Nacionales de Derechos Humanos en los Estados que integran el Sistema Interamericano, en aras de garantizar la autonomía y la independencia en el cumplimiento del mandato legal de este tipo de Instituciones".

La INDDHH fue creada hace cinco años por mandato de la Corte IDH en cumplimiento del fallo condenatorio contra Uruguay en el caso Gelman.

El siguiente es el video completo de la audiencia que se realizó durante el 165° período de sesiones, que se llevó a cabo en Montevideo entre el 23 y el 27 de octubre.